Vivimos en una era de inmediatez en la que pensar a largo plazo es cada vez más complicado. Hoy en día si queremos saber algo basta con un par de clicks y asunto resuelto. Sin embargo, aunque tenemos una cantidad inmensa de conocimiento a nuestra disposición, el aprendizaje en general no se ha disparado exponencialmente.

Planea algunos aprendizajes a largo plazo

© contrastwerkstatt – Fotolia.com

La razón principal es que aprender siempre requerirá aunque sea un mínimo de esfuerzo. Ya sea que te tengas que esforzar para encontrar tiempo, o que te esfuerces para practicar constantemente, siempre habrá un poco de esfuerzo que tendremos que poner. El detalle es que a la gran mayoría no nos sobra el tiempo. Si a esto le sumamos que esforzarse requiere de fortaleza mental, el asunto se complica.

Poco tiempo pero de forma constante

Aprender es algo que se puede hacer todos los días. El secreto consiste en ser constante con el esfuerzo. Por ejemplo, si dedicas 15 minutos por día a estudiar un nuevo idioma encontrarás que es algo sencillo de lograr. Pero quizá pienses que con tan poco tiempo no obtendrás nada. Aquí es donde tienes que definir si tienes que aprenderlo de forma rápida, o si por el contrario es algo que no urge.

Para los conocimientos que urgen no queda de otra. Hay que sumergirse en el tema y echarle muchas ganas. Pero para conocimientos que no son indispensables de tener pronto puedes ir poco a poco. Ahora bien, si pasas un año estudiando un idioma durante 15 minutos cada día habrás superado las 90 horas de estudio. Este número ya no parece tan insignificante y se logró con solo unos minutos cada día.

Hoy es buen momento para empezar

Piensa en aquellas cosas que siempre has querido aprender. Cosas que su aprendizaje te beneficien en un futuro pero que no requieras con urgencia. Ponte una meta de dedicarles entre 15 minutos y media hora cada día. No te agobies dedicándoles más tiempo. Visualiza lo que podrías lograr si cada día trabajas un poco en ello durante un año, cinco años, diez años…

Puede parecer mucho tiempo, pero ese tiempo de todos modos va a pasar. Y sería mucho mejor que al pasar fueses experto en algo a que pasara y siguieras en las mismas. Comienza hoy mismo a planear aprendizajes a largo plazo, y tendrás muchas posibilidades de volverte experto en cosas que podrían cambiar tu vida en un futuro. Un pequeño esfuerzo hoy es fácil de dar, y la suma de muchos pequeños esfuerzos puede brindar resultados asombrosos.

Olmo Axayacatl

Olmo Axayacatl es ingeniero mecánico agrícola de profesión, con una maestría en ciencias en horticultura, sin planes para el doctorado pero le gustaría irse algunos años a un país de habla inglesa, mientras tanto es profesor y bloguero.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies
Seduce a Google con tus contenidos

¡Únete gratis a la comunidad de 3cero!

 

Recibirás nuestro contenido cómodamente en tu email junto con avisos de webinars y eventos presenciales.

 

 

La subscripción a esta lista implica la aceptación del aviso legal y términos de uso.

Recibirás un email para que confirmes tu suscripción

Pin It on Pinterest

Shares
Share This
Leer entrada anterior
Complejidad de competencias: el gran desafío para los aspirantes a CEO
Complejidad de competencias: el gran desafío para los aspirantes a CEO

En este artículo se detallan cuatro desafíos, los más destacados, que ha de vencer nuestro CEO en su camino del...

Cerrar